viernes, 18 de abril de 2008

¿Y tú como envias un mail?

Las personas hacen diferentes cosas cuando reciben un mail, algunas molestas y algunas estúpidas, y las voy a clasificar de acuerdo a ellas, obviamente con relación a (que más) la ciencia.
(Estamos hablando de que pasa cuando envías un mail correcto, no fwd ni spam ni nada.)

  • Clásicos. Son decentes y educados. Les envías un mail y tienen la cortesía de contestarlo. Generalmente son colegas de trabajo, o relacionados. También son a veces amistades que no frecuentas mucho.
  • Cuánticos. Son los despistados (por decir poco) que cuando les llega un correo lo contestan apresuradamente y sin pensar. Envían copia a personas que nada tienen que ver con el correo y por si fuera poco, sus respuestas estan plagadas de incoherencias. Son personas con acceso limitado a la tecnología y cultura, o con una cultura tecnológica limitada.
  • Relativistas. Les llega un correo, lo leen, piensan responderlo… y lo responden 3 meses después cuando ya nadie recuerda de que iba el asunto. Son los que dicen estar siempre ocupados, usan organizadores de algún tipo y se la viven ocupados en agendar asuntos y pendientes, de manera que siempre están ocupados agendando las ocupaciones que nunca llegarán.
  • Neutrinos. Hacen caso omiso de sus correos. No les entra en la cabeza que el mail fue pensado para intercambiar información. Les llega un correo, a veces lo leen y jamás de los jamases lo responden. Generalmente este grupo esta formado por tus amigos cercanos y familiares. Por alguna razón creen que además de arreglar todo lo que tenga cables, somos telepáticos.
  • Radioactivos. Te envían una cantidad ridícula de forwards, de todo tema y de todos colores. Increíblemente este grupo lo forman algunos de la clasificación anterior. Es asombroso que no puedan responder un correo pero que se la vivan enviándote tonterías. También tienen el dudoso honor de pertenecer a este grupo colegas del trabajo y adolescentes inmaduros. También personas que conoces pero jamás ves en la vida real.
  • Colisionadores de partículas. Estos son aún peores, les envías un correo y te responden con un correo nuevo pero de otro tema, ¡totalmente distinto al original!, y esperan que les respondas.
  • Materia Oscura. Tienen correo, te lo dan, les envías uno y “es que nunca lo checo“.
  • Clusters. Tienen montones de cuentas, te dan todas, te dicen que todas las usan por igual… y tampoco responden jamás… en ninguna de sus múltiples cuentas. Si te los encuentras la cantaleta es “¡Ah!, es que esa ya no la uso“.
  • Agujeros Negros. Cuando te los encuetras te dicen “¿Cómo? ¿No te llego mi respuesta? ¡Pero si te la envíe!“.
  • Taxonómicos. Tienen una cuenta de hotmail para el messenger, una de yahoo! para correos personales y una de gmail para correos importantes. También tienen la del trabajo. Te dan todas y te especifican claramente cual usar en que ocasión. Tampoco responden a ninguna. Son los inconformes que nunca están contentos con nada y no acaban de entrar a un correo cuando ya estan abriendo una cuenta nueva con otro proveedor. Por cierto que también te dan su cuenta de su proveedor de internet.
  • Darwinianos. Hay que seguirles el paso ya que cada que sale un proveedor nuevo de correo, ellos inmediatamente sacan cuenta y deshechan la anterior. No se toman la molestia de avisarte del cambio. Son los hiperactivos que tampoco están contentos con nada, personas un tanto despistadas y que también siempre están ocupados.
  • Oscurantistas. Por supuesto que no podían faltar los que no tienen cuenta de correo. Por increíble que parezca yo conozco personas que a pesar de tener acceso a computadoras e internet (por lo menos en su trabajo) no tienen ningún correo electrónico. Este grupo son los incultos con I mayúscula que si logran andar por la vida es gracias a su información genética y no al desempeño cerebral.

Yo soy clásico, ¿tú a qué grupo perteneces?

Vía| Haplo

1 comentarios:

Zenny_0 dijo...

Taxonomico definitivamente xD
Aunque solotengoun hotmail y un Gmail
bueno, dos hotmaily un gmail jajaa